close

Este verano, explora Italia en clave local con estas cinco fantásticas rutas.

Por Giulia Saccone, directora de marketing, Italia

El verano ya está aquí. Tras meses de espera, por fin ha llegado la hora de reunirnos de nuevo con nuestros seres queridos y de volver a explorar el mundo.

Para celebrar el inicio de la temporada y ofrecerte una fuente de inspiración para planificar viajes, el equipo TomTom y Borghi d’Italia han reunido algunas de las rutas más emocionantes de Italia. ¡Ha llegado el momento de disfrutar de los tesoros más hermosos de nuestro país!

1: Sicilia

Ciudades antiguas, viñedos aparentemente infinitos y costas increíbles: esta ruta por Sicilia te permitirá conocer su rico legado y su encantadora cultura. Sumérgete en la sublime combinación de naturaleza y enclaves históricos que reina en Sicilia.

Antes de empezar este viaje panorámico, date un paseo por uno de los antiguos mercados de Palermo para familiarizarte con el espíritu de Sicilia. Desde la catedral de Monreale hasta las playas de arena de San Vito Lo Capo, una excursión por la reserva natural de Zingaro, el parque arqueológico de Selinunte, los antiguos templos griegos de Agrigento y las magníficas vistas del majestuoso monte Etna como punto culminante, todo es, simple y llanamente, mágico. Entre ascensos y descensos, la ruta permite disfrutar de vistas panorámicas de las aguas turquesa del mar y de reminiscencias del pasado por todos lados. Te recomendamos que te tomes tu tiempo para realizar este viaje, ya que te esperan muchas emociones.

Enlace de la ruta.

2: Costa Amalfitana

La costa Amalfitana es famosa por sus escarpadas carreteras costeras y sus cristalinas aguas azules. Se considera la ruta costera más espectacular de Italia y a menudo se complementa con una visita a Pompeya.

Entre las regiones de Salerno y Sorrento, la costa Amalfitana se extiende por una pequeña península situada al sur de Nápoles. Esta emocionante ruta te llevará por una costa repleta de pintorescos pueblos italianos asentados en acantilados majestuosos que parecen surgir de las aguas idílicas del mar. Con abundancia de limoneros, bunganvillas y casas coloridas, cada curva de sus estrechas carreteras te sorprenderá con nuevas y espectaculares vistas de la costa Amalfitana, que es Patrimonio Mundial de la UNESCO. La combinación de un paisaje natural tan espectacular con carreteras estrechas y serpenteantes hace de este trayecto una experiencia de lo más emocionante.

Enlace de la ruta.

3: La Riviera italiana

La Riviera italiana es famosa por sus puertos deslumbrantes y su costa espectacular. Descubre la belleza genuina que desprenden las bahías panorámicas y las hermosas poblaciones italianas que dan forma a esta emblemática ruta.

Desde San Remo, la carretera te lleva por el mar de Liguria hasta Portofino, un pintoresco puerto que suele describirse como el más hermoso del mundo. La carretera sigue el mar hasta Génova, una ciudad repleta de monumentos históricos y museos acompañados por un laberinto de calles secundarias para explorar. Desde ahí, la ruta sigue por la costa, escoltada por playas prístinas y palmeras, todo bajo la atenta vigilancia de poblaciones medievales asentadas en lo alto de las montañas. Antes de ir hacia La Spezia, la ruta te lleva por el gran tesoro de la región: el parque nacional Cinque Terre. Aunque «Cinque Terre» abarca cinco poblaciones, te recomendamos que aparques en una de ellas y que hagas alguna de las rutas a pie.

Enlace de la ruta.


4: Puglia

Con una costa agreste, tradicionales pueblos blancos y un ritmo de vida relajado, Puglia es uno de los secretos mejor guardados de Italia. Explora el «talón de la bota» de Italia y deléitate sin salir del coche con la costa del Adriático, los olivares, los viñedos y el sinfín de acantilados. Este viaje panorámico te lleva a los enclaves más destacados de la provincia más oriental de Italia.

Tanto el maravilloso pueblo de Polignano a Mare, que se alza sobre un acantilado escarpado, y su playa de arena blanca, encerrada entre dos acantilados imponentes, como las cuevas de Castellana —probablemente la maravilla natural más famosa de Puglia— son lugares excelentes para hacer una parada. Ligeramente hacia el interior, en el Alberobello, encontrarás las misteriosas casas blancas de «Trello», protegidas por la UNESCO. Cisternino es otro pueblo blanco que bien merece algo de tu tiempo. Desde aquí, la ruta te lleva por la costa adriática, que está repleta de playas y aldeas singulares. El destino final es Grotta della Poesia, una piscina natural en plena costa.

Por ahora, son pocos los turistas que se dejan caer por Puglia, así que asegúrate de visitar esta joya antes de que se ponga de moda y se masifique.

Enlace de la ruta.

5: Lago de Garda

Esta ruta panorámica te lleva por los alrededores del cautivador lago de Garda, famoso por sus aguas cristalinas, su variedad paisajística y sus pueblos encantadores.

Empieza el viaje en Riva del Garda, la localidad más septentrional del lago de Garda. Aprovecha la ribera oriental del lago, entre olivares, campos de limoneros, puertos pintorescos y pinares, para disfrutar del telón de fondo que dibuja la figura serrada de los Dolomitas. Baja hasta Sirmione, un maravilloso pueblo a la orilla del lago que se alza sobre una estrecha franja de tierra que se adentra en lago. Ahí podrás visitar el yacimiento arqueológico de un antiguo pueblo romano o el castillo del siglo XIII que hay en el extremo meridional del lago. En la ribera occidental, la carretera serpentea por la costa del lago y pasa junto a multitud de playas panorámicas, viñedos y montañas.

Enlace de la ruta.

Para ver sugerencias exclusivas sobre cómo planificar unas vacaciones perfectas en casa este verano, haz clic o toca aquí.